domingo, 26 de abril de 2009

El Canto De Los Pájaros

Ha sido tal el acojone de Magallanes después de esta salida que no ha sido capaz de escribir nada hasta que Lo Pelat ha enviado la crónica del día 10 consiguiendo picar la prosa de Magallanes.

Y eso que Mosquito estaba atento y pendiente de nuestras aventuras. Desde aquí nuestro saludo por tal interés.

Iniciamos por los bucles de Can Ferriol nuestra navegación, Sartenes y Magallanes. Fue una travesía para disfrutar del canto de los pájaros, sin ánimo de lucro. Como ha dicho en ocasiones Clecas, da gusto que no salga Bucles.

Qué excusas hubo para el resto? Bucles que si vuelvo a tener problemas con Cronos y me duermo. Clecas que me fui de cebadas la noche anterior. Lo Pelat lesionado por no atropellar a mancebos.

Robocop merece mención a parte. Necesitaba recuperarse y engrasar sus más que mil heridas tras el partido de pachanga que lideró. Según parece, continúan preguntando por la leyenda del equipo del Ventura. Yo no llegué a conocerlos, pero parece que marcaron una época y al parecer Robocop fue y sigue siendo uno de sus puntales. El otro parece ser el delantero Mahountecona.

Finalmente y después de recoger unas cuantas flores tal como diría Bucles (28Km no está mal) nos cayó el cielo encima. El diluvio universal. Dónde está Noé y su arca. Soy la pareja de Sartenes? Noooo!

Y si bajamos por el Abuelo? No es igual, la oscuridad está más allá. Bajemos por la Sargantana. Maldita Sargantana. Va Sartenes, maricón, que nos mojamos! Magallanes lo esperó en la cima y después no bajó, resbaló durante 7,5 interminables kilómetros en los que tenía tanta hambre que se comió los frenos. Fue tal el hambre que tuvo Magallanes que antes de atracar se comió un árbol por no comerse 3 coches en el Quiles (las marcas siguen allí).

Desde entonces Magallanes ya no es el mismo. Algunos dicen que ha instalado una regadera en su terraza. Cuando sube la persiana para ver si llueve se activa y cae el agua. Uy! Llueve, yo no salgo que se mojan mis velas rosas! Maricón!

Por último, quisiéramos brindar nuestro más sincero homenaje a todos aquellos que participaron en la Cursa de las Aixetes. Mientras nosotros bajábamos hasta arriba de barro ellos subían también hasta arriba de barro. 16Km de remo de montaña que algún día nos plantearemos abordar.

2 comentarios:

  1. Vamos hombre,Magallanes, escribe lo que sea, pero deja tu huella...

    ResponderEliminar