domingo, 17 de octubre de 2010

Ostres Sánchez! Collons Roig!

Tal como estaba previsto, nos han descubierto. La escapada de incógnito a Andorra fue puesta al descubierto. Por suerte no es enemigo y ha sido convenientemente sobornado en Studio 92. De nuevo resaca, ya se está convirtiendo en algo demasiado habitual. Habrá que visitar alcohólicos anónimos?

Objetivo: Lagos de Tristaina. Aunque no íbamos preparados para la ocasión conseguimos coronarlos. La vista era impresionante. De nuevo Natur lesionada en el descenso, parece que la recuperación no llegará nunca y eso que esta vez era tan sólo caminando.
Iniciamos el día con un desayuno espectacular. No estamos acostumbrados, primero esfuerzo y luego recompensa. Magallanes realizó un tímido conato de esfuerzo, pero ni la distancia ni la velocidad justificaron tal cantidad de viandas ingeridas.

Una vez en la estación La Coma, Ordino-Arcalís, y con Magallanes cargado convenientemente con la ruta de los lagos iniciamos su ascensión y comprobamos que el día sería duro. A los 100 metros ya ni podíamos ni respirar. El recorrido inicial era 8Km y 5 horas. Rápidamente fue reducido.

Confundimos una charca (sin ranas) con el Estany Primer, realmente se trataba del Estany del Mig. Seguimos los puntos amarillos por lo que debía ser recorrido circular para rodear los tres lagos. Así llegábamos al Estany de Més Amunt y allí decidimos continuar ascendiendo.
Una vez en la falda del Port de L’Arbella estuvimos recogiendo hielecillos, analizamos por donde debía discurrir el sendero que rodeaba los lagos, pero la empresa parecía harto difícil. La neblina hizo acto de presencia en un visto y no visto rodeando las montañas. Recogimos el queso y descendimos a velocidad de cojera, las manzanas del postre aún están en el minibar del hotel. Nos comimos medio plátano …
De nuevo por despiste, fuimos a parar al Estany Primer, bastante mayor que la charca de ranas. Asaltaron dudas de por donde finalizar el recorrido. Finalmente nos dimos la vuelta y siguiendo los puntos amarillos retomamos el camino de vuelta ya conocido por Magallanes.
Finalmente se quedó en 6Km, casi 2 horas y 2.450 metros de altura. Debemos estudiar más a fondo el recorrido circular cargado en Magallanes, nos pareció imposible continuar.

Nos hemos prometido adquirir material adecuado para en otra ocasión coronar las cimas del Port de L’Arbella y el Pic de Tristaina.

Pendiente? Alimentar a los paticos del Parc Central. Menudo cabreo pillaron cuando Natur los saludó y no les dio de comer!!

2 comentarios:

  1. Ummmm; que pintas tienen esos paticos...

    Preciosas vistas la de estos lagos...

    ResponderEliminar
  2. No hace falta que visiteis alcoholicos anonimos, pues os conoce todo el mundo....
    No os preocupeis que en la nevera de Lo Pelat no faltara el material.

    En esta vida todo tiene un lado positivo y otro negativo, frente a la lesion de Natur para remar, nos aseguramos el canguro para la cursa del dia 24 y encima los morlakillos contentos.....

    ResponderEliminar