domingo, 23 de enero de 2011

Guapa Bajo Cero

Así somos los pingüinos, quedamos a pesar del frío. Esa capa de grasa protectora nos hace ser osados. -5 grados en Monistrol, -2 en Vilafranca. Aún así, motorizados, llegamos al punto de encuentro.

A Robocop lo envidiaban. Qué suerte de vida social! Qué suerte de amigos con los que compartir bici y desayuno! Mmmm! Yo me tapo un poco más con la mantica.

Salida guapa, guapa! No como una cercana con otro tipo de guía. Se nota que hoy lideraba Bucles. Teníamos visita del Señor Cangrejo, de mares cercanos a los Platicos, algunos lo conocen con otro nombre, pero no me atrevo a tal confianza. Bucles preparó itinerario lleno de trialeras y piedras.

Una parte de la manada iniciaba la travesía a -2 grados. Clecas, Robocop, Bucles, Lo Pelat y nuestra visita se vistieron de largo y se dirigieron por la Larga directamente a la carretera. Aquí ya Lo Pelat sufrió lo suyo y dado que tenía un compromiso ineludible se bajó de seguida. Desde aquí nuestras condolencias.

En la carretera pusieron rumbo por Media Transversal hasta el Descansillo de Can Pascual para hacer sufrir a Clecas. Se agarraba a los árboles igual que los koalas para evitar la caída. Cómo disfrutaba Bucles que sabe que en ancho no puede con él. Clecas, dime que no te gusta! Que se me pone dur…, exclamaba Bucles.

De ahí al Pantano y al Revolt de les Monges, donde todo estaba helado, completamente blanco. Aquí echamos de menos a Natur que seguro hubiera hecho parada técnica para fotico.

Subieron a Can Tano y Can Cortés por la Trialera de las Piedras, para seguir fustigando a Clecas. Llegaron hasta Vallvidriera donde el Señor Cangrejo dio buena cuenta de Robocop. Por fin alguien de nivel para él!

Bajaron por la Plaza de los Caracoles y el Descansillo a los Containers y a la Trialera del Fin del Mundo. Y por qué se llama así, os preguntaréis? Hoy Bucles nos ilustró: Hace ya unos lustros, en los inicios de su navegación, cada travesía encontraban al Peugeot 205 del Fin del Mundo con un par de grumetes que se dedicaban al libertinaje. Vaya suspensión!
Y antes de llegar a la Sargantana subieron de nuevo a la carretera para bajar por la Penya del Moro, La Font del Broll, la Rampa del Coño y el Bosquecillo, atracando finalmente en Port Estelí para recorrer un total de 32Km.

Allí se encontraron con Sartenes que continua en horas bajas y que se acostó el día anterior con el bañador para irse a la piscina a ranear.

Natur y Magallanes, asustados por el frío, decidieron salir algo más tarde. Natur montada y Magallanes a pie que quería probar su fuerte, la montaña a pie. Y a cero grados.

Abrigados hasta las cejas (hasta creo que llevaban una estufa debajo de la ropa), ascendieron por el primer Bucle, para pasar la Torre del Bisbe y en el Cruce de San Justo dirigirse por la Larga hacia la Penya del Moro. Natur se esforzaba en las subidas pero no era capaz de aguantar el ritmo de Magallanes, aunque lo aflojaba y se arrimaba a ella en cuanto aparecían 4 patas peludas.

Y ya de la Penya del Moro bajaron hasta Port Estelí donde se reunieron con el resto de la Manada. 10Km a un ritmo más que decente y que demuestra que Magallanes continúa fuerte en esta especialidad, llegaba completamente fresco, sin cansancio. Ya sólo espera al resto de runners para desafiarlos en este terreno.

Y finalmente echamos unas risas mientras un Clecas Rastreador intentaba identificar el carajillo mientras despedía a la Palomilla Sartenes.

2 comentarios:

  1. Por fin una salida de navegación como Dios manda..A pesar del frío, a pesar de mi pésimo nivel, hoy he disfrutado como un enano.... Una ruta pensada con cariño a la medida de Clecas, suerte que el amigo Ramón quedo satisfecho, aunque seguro que ni arranco a sudar y no solo por el frío .....

    SALUD.

    ResponderEliminar